FLOYD WENDELL BRITTON MORRISON, 45 AÑOS HAN PASADO - FEVV

Desde Panamá
12/Diciembre/2014


Floyd Wendell Britton Morrison, 45 Años han pasado
Por: Licdo. Félix E. Villarreal V.

“Recordar a Floyd es recordar lo más puro de la juventud, implica revivir casi tres lustros de entrega abnegada, sin condiciones a las lides sociales de nuestro pueblo. Y Floyd, pese a haber muerto joven vivenció todas las etapas y formas de lucha en las cuales le es dable participar a un militante revolucionario”    / Tomás Herrera C., noviembre de 1989, en el XX Aniversario del asesinato de Floyd W. Britton M.

Hoy 29 de noviembre de 2014, se cumplen 45 años del asesinato y desaparición física del destacado dirigente popular Floyd Wendell Britton Morrison, en la Isla penal de Coiba (de aquel entonces), hoy sitio turístico y de atracción para visitantes nacionales y extranjeros, que además de mostrarles las maravillas de un paraíso natural (en silencio guarda una historia de crímenes y torturas que en ella se cometieron), como el de Floyd, a manos de los militares en aquel entonces bajo el mandato del general Omar Torrijos Herrera y posteriormente del general Manuel Antonio Noriega.

Floyd Wendell Britton Morrison, hombre y luchador de primera fila en muchas jornadas patrióticas como en aquella gloriosa gesta del 9, 10, 11 y 12 de enero de 1964, que junto al pueblo y a aguerridos jóvenes panameños(as), diste la gran batalla al imperialista opresor apertrechado y acantonado en las bases militares y en la zona del canal. Eres digno ejemplo de recordar, de mantener vivo tu legado y tu historia.

Más que pretender describir la extensa y valiosa biografía ejemplar sobre la vida y obra revolucionaria de este destacado universitario, profesor y patriota panameño; en estas breves líneas y/o párrafos, creo prudente ubicar en el momento y coyuntura actual el pensamiento y acción de ese luchador nacionalista que con dignidad inquebrantable, aferrado a sus ideales, principio ideológicos y políticos,  siempre luchó convencido  y sin titubear jamás, y que al final le costó pagar con lo más preciado que todo patriota y revolucionario está dispuesto a entregar (la vida), por las cusas correctas de ese momento, y en pro de garantizar un mejor futuro para las nuevas generaciones de hombres y mujeres; que como ciudadanos(as) comprometidos con el estudio, la participación colectiva y el compromiso nacionalista deben continuar ese legado inconcluso que atinadamente dejó este valioso prócer de la lucha patriótica, nacionalista y popular.

Ese legado y labor inconclusa debe continuar y reflejarse hoy ante la generación actual y las futuras, en la organización y consolidación real, del movimiento social y ciudadano; alejado de todo vicio de protagonismo sensacionalista, autoritarismo, sectarismo o egocentrismo de grandeza alguna; que atente con desviar el camino correcto a seguir como ciudadanos panameños con conciencia patriótica y participativa.

El latente y alienable bombardeo propagandístico a través de los medios de comunicación masivos y comerciales apunta a llevar a los ciudadanos panameños a la pérdida de valores, principios e identidad nacional que atentan con la memoria histórica del pueblo panameño y con mayor intención hacia la juventud. Muestra de ello han sido los inconsultos “días puentes” impuestos por los gobiernos, para beneficiar a los empresarios y mediante el cual promueven e incitan al consumismo a los ciudadanos, como el caso del actual “Black Friday” (“Viernes Negro”) en español, o el “Ciber Monday” o (“Lunes Cibernético”), que bajo las “ofertas y baratillos” se aprovechan de las necesidades de los ciudadanos, venden y se deshacen de todo lo viejo acrecentando de esta forma sus ganancias y riquezas económicas.

Por otro lado, en la actualidad mediática son muy sonados los descarados y escandalosos actos de corrupción, robo y despilfarro a los recursos millonarios del pueblo panameño, perpetrados por autores intelectuales y materiales, que aparándose en la envestidura de altos funcionarios y mandatarios del Estado, se han enriquecido de forma ilícita y descarada, gozando aun de buenos tratos e impunidad, burlándose de esta forma de los ciudadanos(as) y por ende de la justicia panameña.

Estos acontecimientos de descaro y corrupción muy sonados del gobierno saliente al igual que muchos otros de los gobiernos anteriores y de la post invasión, han quedado como siempre en la impunidad; y por ende con el transcurrir del tiempo han venido lacerando, destruyendo y atentando contra la honra, la ética y los valores de nuestra sociedad panameña.

Ante esa realidad creo que la tarea fundamental que el momento actual nos demanda, es impulsar la organización y consolidación de un verdadero Movimiento Ciudadano Amplio, de Participación y de Formación Política, que oriente e impulse en la dirección correcta, el trabajo, la acción y las tareas que correspondan desarrollar para el bienestar común y participativo de los(as) ciudadanos(as) de nuestra geografía nacional y del mundo
.

Recordar a Floyd Wendell Britton Morrison, junto a los demás héroes y mártires de nuestro pueblo, trasciende hasta nuestros días encarnándose en los revolucionarios y patriotas de hoy como fruto de una interrelación dialéctica, política e ideológica entre distintas generaciones y a la vez como parte de un mismo proceso histórico, único e indisoluble en la actualidad. Es recordar, reflexionar y entender en la actualidad el papel y la responsabilidad que nos demanda el momento como ciudadanos (as) cocientes y comprometidos con la tarea de continuar ese legado de lucha que en su plena juventud le fue truncado por las hueste militares.
LA REVISTA LEMA @2008 NO SE HACE RESPONSABLE DE LAS OPINIONES AQUÍ VERTIDAS; ÉSTAS SON ÚNICAMENTE EXCLUSIVAS DE QUIEN LAS FIRMA.